Las embarazadas también sufren por culpa de los piojos


Es verdad que los piojos aparecen mucho en los niños. Pero eso no quiere decir que en los adultos y embarazadas no se presenten estos casos. De hecho, cada vez es más común que mujeres y hombres sufran por la picazón que producen estos animalitos que hacen estragos con el cuero cabelludo.

Embarazadas: un blanco más para los piojos

Las mujeres embarazadas también pueden ser el blanco de las liendres y es en estas situaciones en las que se debe tener mucho cuidado porque no todas pueden tomar o aplicarse tratamientos para eliminar a los bichos, especialmente si se trata de mujeres con un embarazo precoz.

Hay un producto que es muy eficaz en cualquier circunstancia. Se trata del aceite esencial del árbol de té, es un producto natural que es conocido por sus innumerables beneficios para la salud. Aplica un poco de este aceite en la cabeza y coloca un gorro por espacio de tiempo prudencial. Una vez cumplido el plazo, verás cómo comienzan a salir los piojos y liendres de cada hebra.

Cómo ubicar a los piojos

Para ayudarnos a ubicar a los animalitos, utiliza una lupa para poder agrandar y determinar mucho mejor dónde están ubicados los piojos. Ubícate en un lugar bien iluminado y comienza a peinar por mechones. De este modo será más efectivo.

Hay un aparato llamado None Tope que amplía el tamaño de las cosas. También sirve un aspirador profesional que “caza” a los piojos y los extrae hasta sacarlos por completo del cuero cabelludo y el pelo. Y como nada de lo mencionado es tóxico o contraproducente para las embarazadas, ellas podrán usarlo sin ningún temor o preocupación. Se utiliza durante la gestación y el período de lactancia sin que haya otros efectos.

Consulta con el médico de confianza si estás embarazada y tienes piojos. Lo ideal es no utilizar nada que pueda afectar tanto a la futura madre como al bebé. Infórmate al respecto y soluciona.

 

Dejar una respuesta